iHEALTH realizó charla sobre perspectiva de género para investigadores y estudiantes: 

“Queremos motivar a niñas y a mujeres a que hagan investigación y se interioricen a las áreas de STEM”

En el edificio Raúl Deves de la Pontificia Universidad Católica de Chile, se llevó a cabo esta instancia que abordó temáticas relacionadas a la brecha de género y sesgos existentes en el mundo de la tecnología, ingeniería e imágenes médicas.

Investigadores y estudiantes del Instituto Milenio iHEALTH, dedicado al estudio y aplicación de ingeniería e inteligencia artificial en imágenes médicas en la búsqueda de mejorar los diagnósticos médicos, participaron de la charla “Perspectiva de género y diversidades en tecnología: con qué lentes miramos y enfocamos nuestro trabajo”, dictada por Patricia Peña,académica de la facultad de Comunicación e Imagen de la U. de Chile y del centro de Género y Cultura de la misma universidad

La brecha de género en las ciencias, ingeniería y diferentes tecnologías es una realidad que exige generar protocolos y mecanismos que guíen a las instituciones hacia un camino de paridad y de diversidad. Es por eso que en dicha instancia se abordaron temáticas relacionadas a la brecha de género, la comunidad LGBTIQ+ y los sesgos de género en la tecnología. Estos últimos “están asociados a las distintas etapas del desarrollo, tanto de soluciones tecnológicas, pero también de la investigación asociada a la tecnología. Tiene que ver con creer que no es un tema de hombres o de mujeres, sino que es un campo neutro y las tecnologías son neutras”, expresó la académica.

Sumado a eso, se reflexionó respecto a la idea de que los hombres son los que crean estas tecnologías y las mujeres son usuarias. “Históricamente se ha evidenciado que el campo de la tecnología está asociado a lo masculino, es decir, que es un campo donde los hombres son los que crean. Un ejemplo de esto, lo tenemos cuando vemos quiénes inventaron gran parte de las plataformas digitales que hoy usamos más. La mayoría son hombres, blancos, de universidades del norte, del mundo anglosajón, y las mujeres son usuarias y clientas”, explica.

Y agrega que “eso tiene que ver con el mensaje de que no necesariamente las mujeres pueden ser creadoras o fundadoras en el área de la tecnología. Por ejemplo, quién creó las bases matemáticas para los algoritmos que usamos hoy fue Ada Lovelace, muy invisibilizada hasta hoy”.

¿Cómo superamos estos sesgos? “Lo que se propone es que tengamos enfoques o lentes de género a la hora de desarrollar nuestra labor como investigadores o desarrolladoras de cualquier campo de la tecnología, especialmente ahora que está la tecnología digital, la inteligencia artificial, la automatización y big data, donde hay datos circulando a gran escala”, relata la especialista.

Específicamente, en el área de las imágenes médicas y la inteligencia artificial, se hace muy necesario eliminar de a poco este sesgo. “En imagenología, por ejemplo, esto es crucial, porque tiene que ver con la salud de las personas. Si tiene un enfoque de género, entiende que muchas veces los patrones que hay a la hora de hacer diagnósticos, pueden estar cargados con variables mucho más sexistas. Creer que efectivamente hay ciertos diagnósticos que ocurren más en hombres que en mujeres y no tener claridad de que las situaciones pueden ir cambiando si consideramos cuáles son las variables de género y variables asociadas a esos diagnósticos, puede afectar los resultados”, agregó la expositora.

“El sesgo es muy importante que lo consideremos a la hora de sacar conclusiones a partir de esos datos. Por ejemplo, qué pasa si nuestros algoritmos están entrenados solo con imágenes de hombres o datos de europeos y no datos de chilenos y chilenas. Por eso son importantes este tipo de instancias, para aprender y para que conversemos al respecto””, aseguró la directora de iHealth, Claudia Prieto.


“En iHEALTH estamos comprometidos con la equidad y la diversidad, no sólo de género, y desde el punto de vista de la investigación, que nosotros hacemos, queremos motivar a niñas y a mujeres a que hagan investigación y se interioricen a las áreas de STEM”, agregó.

Es por eso que Patricia Peña hizo un llamado a crear espacios seguros para mujeres, hombres y disidencias que quieran especializarse en áreas científicas. “Hay que tener muy claro cuáles pueden ser los mecanismos que están vulnerando ciertas situaciones que puedan hacer que una mujer o una persona se sienta incómoda en su estadía en ese lugar. Hay que tener claros protocolos como los de acoso laboral, psicológico y sexual, que tienen que venir de un diálogo y el entendimiento de que hacer los espacios más seguros y confortables depende y nos favorece a todos. Los campos de ingeniería, matemática y ciencias en general, necesitan ser diversos para ver soluciones de manera diversa”.